Las Croquetas

Las croquetas se han convertido en una de las recetas tradicionales preferidas de los consumidores. La gran variedad de ingredientes con que se pueden elaborar han convertido este sencillo plato en la estrella de cualquier mesa. Pero… ¿tienes clara su receta? ¿Sabes cómo se elaboran las croquetas caseras perfectas? Os proponemos cinco trucos para que así sea.

1.Los ingredientes 

Carne, pescado, vegetales… las croquetas se pueden elaborar con multitud de ingredientes. De hecho, es una de las recetas de aprovechamiento más conocidas, ya que se pueden utilizar restos de platos ya elaborados que nos hayan sobrado de otras comidas, como el cocido, el pollo o el pescado asado. Aun así, optar por ingredientes de calidadsiempre dará como resultado un plato más sabroso.

Atreveos a innovar y optad por productos originales para elaborarlas, como la croquetas de cordero o una combinación de vegetales y frutos secos con las croquetas de espinacas y nueces.

2.La bechamel perfecta

A la hora de elaborar croquetas caseras, uno de los retos que más temen los cocineros es la preparación de la bechamel. Es fundamental que quede ligera, pero con suficiente consistencia, que no encontremos grumos y que su sabor complemente a la perfección al resto de los ingredientes. Para elaborar la bechamel perfecta, tenemos que calentar la mantequilla en la sartén y añadir la harina, mezclando bien con unas varillas. Emplead unos minutos en hacerlo porque lo importante es que se integren bien y que la harina se tueste bien para no dejar un sabor crudo en nuestra bechamel.

A partir de ahí iremos añadiendo muy poco a poco la leche (se puede utilizar también caldo o una mezcla de ambos), procurando que esté tibia, y sin dejar de remover con la varillas siempre en el mismo sentido hasta que coja consistencia. Una vez la tengamos preparada, añadimos los ingredientes elegidos para elaborar nuestras croquetas caseras perfectas y dejamos reposar la masa (mejor si es de un día para otro).

3.Tamaño y forma

Ni muy grandes ni muy pequeñas. El tamaño es otra de las claves para que nuestras croquetas caseras sean perfectas. Podemos optar por hacerlas ovaladas, cuadradas, redondas o rectangulares, pero en todos los casos, lo ideal es que tengan unos 3 o 4 cm y que procuremos que sean homogéneas para que, al freírlas, todas lo hagan por igual y en el mismo tiempo.

Para lograr darles forma podemos echar mano de dos cucharas soperas, que nos ayudarán a usar siempre una cantidad similar de masa. También podemos utilizar una cuchara para bolas de helado o, incluso, una manga pastelera.

4.El empanado

Huevo y pan rallado son los dos ingredientes que utilizaremos para nuestro empanado y procuraremos que, en ambos casos, sean de calidad. Los pasos son sencillos: primero se pasa la masa por el huevo y después por el pan rallado. Si queremos que el empanado sea más consistente, podemos repetir la operación, dando unos golpecitos finales a la croqueta antes de freírla para eliminar el exceso.

como hacer croquetas caseras en casa

5.La fritura.

Y por último la fritura. Para que el resultado sea óptimo utilizaremos aceite de oliva suave, a una temperatura de 175ºC (y sin pasar de 180ºC), procurando mantenerla constante.

Receta original de Aceite La Española

Comentarios cerrados.